¿Netflix podía estar acabando con el sexo en pareja? Un estudio lo asegura.

1008
Anuncios

Para algunas personas Netflix, entre otras plataformas, se ha vuelto casi una adicción. La posibilidad de escoger la programación que más se desea de entre un catálogo de múltiples posibilidades, permite llegar a casa, luego de una larga y tensa jornada y por fin sentarse a disfrutar de la programación favorita. Es muy sencillo y rápido prenderse a tantas historias que, nos olvidamos de vivir las propias historias de nuestra vida real. Sucede a menudo que los fanáticos de Netflix pasan más tiempo en esa vida virtual que en la real en donde compartir una amena conversación o una cena con la pareja va quedando lejano, más aún las verdaderas escenas de la intimidad, piel a piel, de carne y hueso.

La disminución del encuentro sexual: un estudio lo afirma

Un estudio de la Universidad de Lancaster, en Reino Unido ha confirmado que la consecuencia directa de esta adicción a Netflix es ese aislamiento que uno mismo se hace en el afán de seguir la serie favorita que tanto le agrada. Ese aislamiento termina afectando indefectiblemente en la intimidad de la pareja. El momento ideal entre besos y caricias, se da con cada vez menos frecuencia. Una posibilidad que, hace apenas un par de décadas, sería imposible de pensarse, pero los tiempos cambian vertiginosamente.

La hora de ir al cuarto, es la hora de conectarse a alguna de las plataformas streaming como lo es Netflix, HBO, Prime Video, entre otras. Este horario se da entre las 22:00 y las 23:00 horas, según datos precisos, el estudio asegura que es esencialmente la misma hora que normalmente se emplea para los encuentros sexuales, ese momento en que uno se encuentra en estado de absoluta tranquilidad, acude a costarse al final del día, en la cama, con la pareja al lado, sin embargo, algo ocurre entre las preferencias de algunas parejas, al cambiar esa hora de placer por una hora de entretenimiento en un escenario fuera del real y del calor de la alcoba.

Anuncios